MacSfera

Nueva guía para tomar apuntes en el iPad. Aprende cómo escribir a mano y gestionar todas las asignaturas. ¡Actualizada con los nuevos iPad Pro!

Force Touch: así es el nuevo trackpad de Apple

Publicado por

Touch Force en un MacBook Pro Retina

El pasado 9 de marzo, Apple introdujo su nuevo trackpad llamado Force Touch, y hoy me he pasado por una de sus Apple Store para probarlo de primera mano y experimentar con él.

El nuevo Force Touch se caracteriza por varias cosas: la primera de todas es que desaparece el click mecánico y característico de los trackpads comunes, ahora es únicamente una lámina de vidrio que capta la presión con la que hundimos el dedo. La segunda es que es capaz de medir la presión que ejercemos sobre el dispositivo, esto abre una nueva vía de interacción con el Mac —en función de la presión ocurre una cosa u otra. La tercera (y que menos nos afecta ahora mismo) es que reduce su grosor general dejando más espacio para otros componentes.

Sinceramente, me ha costado bastante saber si el MacBook Pro Retina de 13″ que estaba probando era el nuevo o no. Lo he descubierto al poder pulsar en la parte superior del trackpad. Con esto quiero decir que Apple ha logrado un buen trabajo para emular el click mecánico.

Ese sistema es un pequeño dispositivo llamado Taptic Engine que se encarga de vibrar cuando los sensores detectan un click. Realmente da la sensación de que se está hundiendo el trackpad como se lleva haciendo desde la antigua generación. Es una sensación rara, pero es rara porque sabes que en realidad no está pasando, aunque en tu cabeza parece que si ya que el tacto es el mismo. De hecho, tenía un MacBook Pro de los antiguos al lado y al hacer la comparación apenas había diferencia.

Animación Trackpad Force Touch

Ya os digo, es extraño porque estamos tan acostumbrados al click físico, que al hacerlo pensamos que es igual, pero luego te das cuenta de que no, y ahí es cuando notas que está muy logrado. Si queréis hacer la prueba, basta con intentar seleccionar múltiples archivos, al hacer click notaremos que estamos hundiendo el trackpad, pero cuando soltemos después de haber arrastrado, nos percataremos de que el vidrio no retrocede.

Otro de los puntos importantes de este nuevo trackpad es que es capaz de medir la presión que ejercemos sobre el vidrio —como ya he comentado. Esto nos permite controlar ciertas acciones sobre las aplicaciones. Previsualizar archivos, controlar la velocidad de reproducción, obtener una descripción de Wikipedia, etc. Y lo mejor de todo es que se hace en función de la presión que ejerzamos.

Realmente da mucho juego porque es una nueva forma de controlar acciones en nuestras aplicaciones, un acceso más directo o sencillo hacia tareas que antes realizabamos con más de una pulsación o tecla. Si los programadores son capaces de encontrar un buen uso, creo que puede ayudarnos gratamente con el control y manejo de dichas apps.

El futuro

No he podido evitar pensar en lo que esto supone para Apple y su futuro. ¿Es posible que los próximos dispositivos móviles de Apple tengan un sistema de medición de presión? Puede, todavía no lo veo del todo, pero quien sabe. Hoy en día hay tareas de iOS que se realizan en base al tiempo que dejas la pulsación. Como por ejemplo sacar una letra especial del teclado, puede que el sistema actual sea sustituido por la detección de la fuerza con la que presionemos la pantalla —permitiendo a su vez, por ejemplo, escribir muchas veces la misma letra al dejar pulsada la pantalla pero sin ejercer suficiente presión (como en un teclado normal).

Si, me gustaría ver nuevas acciones en base a la presión en dispositivos móviles, pero también espero que la tecnología avance y sea mucho más preciso. No es lo mismo en un Mac, que controlamos por teclado, ratón y gestos, que para un dispositivo que se controla únicamente por pantalla táctil.

En cualquier caso, creo que es un complemento de uso muy sencillo que puede ofrecernos una experiencia distinta y positiva para con nuestras aplicaciones.

Artículos relacionados

Comentarios

Pablo es la persona detrás de MacSfera, le apasiona la tecnología y adora Internet. Le gusta hablar de dispositivos y aplicaciones con un punto de vista personal y variado. También se le puede encontrar en MyLaif y Quidditch.